Aunque el gran Luis Aragonés siempre hablaba de la importancia de las últimas diez jornadas, no debemos desdeñar las diez primeras, que siempre sirven de termómetro de dónde está cada uno y de,  a la larga, lo que podemos esperar del rendimiento de cada equipo. Como me gusta la estadística y creo que es útil para entender el fútbol, pero me fío aun más de las sensaciones que deja cada equipo, voy a comparar el estado clasificatorio actual de cada equipo con el de la temporada pasada a estas alturas para que nos sirva de referencia a la hora de hacer juicios, ya que en algunos casos contrasta la realidad con la impresión que tenemos de lo que ocurría.

Por ejemplo, el actual líder, el Real Madrid, para algunos es más fiable este año que el pasado, pero menos brillante. Existen defensores de Ancelotti y de Benítez casi a partes iguales, pero los números indican que el año pasado era líder con 24 puntos, exactamente los mismos que ahora y en la misma posición, siendo el único equipo que repite tanto puesto como puntuación respecto a la jornada diez de la 2014/2015, ninguno más tiene ni los mismos puntos ni el mismo puesto. Eso sí, el pasado curso destacaba por haber anotado muchos goles (37) y este año por recibir pocos (4).

Borja Bastón Eibar

Borja Bastón, clave en el ataque del Éibar

El F.C. Barcelona, tras el gran cierre de la pasada campaña, pareciera estar peor este curso, pero la comparación no admite dudas, está dos puntos y dos puestos por encima de su registro del curso anterior, a pesar de la ausencia de Messi. Si seguimos bajando en la tabla, tal vez no nos resulte tan sorprendente el Celta, que tan solo lleva dos puntos más que el año pasado y está tres puestos por encima. De los que ocupan puestos europeos, solo el Atlético está peor que el año pasado, con un puesto y tres puntos menos. El Villarreal es uno de los que más suben en puntuación, tiene seis puntos más que se traducen en tres puestos de mejora. Cierra zona europea el Éibar, que el pasado año también arrancó como un tiro. Este año ha conseguido tres puntos más, con los que mejora tres posiciones.

Lidera la zona media uno de los equipos que más empeora esta temporada, en consonancia con sus sensaciones. El Valencia tiene ocho puntos menos y está cinco puestos por debajo del curso pasado (del segundo al séptimo lugar). El Athletic ha ganado tres puntos más y con ellos tres puestos. Tras ellos, el Deportivo puede ser tomado como el equipo revelación, si por ello entendemos aquel que más mejora respecto al año anterior. Ha logrado seis puntos más para subir siete puestos y pasar de coquetear con el descenso a flirtear con Europa. El Espanyol es también de los que mejoran tres puntos y tres puestos. El puesto once lo ocupa el equipo que más baja en puntos, el Sevilla de Émery, que parece ir recuperando sensaciones, pero tiene un déficit de seis puestos y diez puntos.

Tras los recién ascendidos Sporting y Betis, vienen los equipos a tiro del descenso. El Getafe, que pareciera dar mejores sensaciones, está cuatro puestos y tres puntos por debajo de su anterior rendimiento. El Rayo, con solo un punto menos, ha bajado tres puestos. La Real Sociedad es el único equipo que mejora en la zona baja, sube tres puntos y tres puestos. El desmontado Málaga es el equipo que más puestos baja, nada menos que diez, con nueve puntos menos. En descenso, el Granada, cuatro puntos por debajo del curso pasado con solo dos puntos menos. Tras Las Palmas, en último lugar, el Levante, que el año pasado estaba un puesto por encima del descenso y que cae a la última plaza con solo dos puntos menos.

Sirva pues de referencia de lo que pasó el año anterior este repaso, para que muchos se den cuenta de que aun queda mucha Liga y todo puede cambiar. Eso sí, aunque exista la tentación de decir que este campeonato parece más igualado, los números indican que, si se mantiene la tendencia, el campeón volverá a pasar de 90 puntos.