Tras este fin de semana, se habrán terminado las oportunidades para Cádiz, Huesca, Huracán Valencia y el Bilbao Athletic. Este domingo, estos cuatro equipos tienen ante sí su última ocasión para comprar el billete a la Segunda División. Mañana domingo pasa el último tren del ascenso.

Real Oviedo y Nástic de Tarragona ya compraron su ticket de viaje hace unas semanas, mientras otros clubs históricos como Real Murcia y Hércules se quedaban en el camino. El Ramón de Carranza y El Alcoraz dictarán sentencia este domingo para los últimos equipos con opciones de ascenso.

El filial del Athletic viaja a Cádiz con un dos a cero a favor, pero cuidado que el estadio gaditano se llenará para intentar lograr una remontada épica. Mientras, el joven conjunto valenciano Huracán visita al Huesca, con empate a uno en la ida, y una resaca de polémica arbitral que puede provocar un partido de vuelta muy caliente.

Cuatro aspirantes y solo dos vencedores

Cádiz, el favorito se la juega en la recuperación. El club gaditano era uno de los grandes favoritos para subir a Segunda tras una temporada donde se había mostrado superior al resto de clubes de la categoría, a excepción del Real Oviedo. Pero aquí está en el último examen de recuperación y ante una última prueba realmente complicada, remontar un 2 a 0 después de una muy mala imagen que mostró en la catedral de San Mamés ante el filial rojiblanco.

Claudio Barragán, el técnico del Cádiz, sabe que no encajar un gol es clave para conseguir esa victoria que permita viajar a la Liga Adelante y por ello ha enviado el mensaje a sus jugadores y afición de que será tan importante atacar bien como defender a la perfección. La grada del Carranza estará a reventar, pese al enfado de la afición tras el partido en San Mamés todo se ha vuelto en ilusión por conseguir ese soñado retorno al fútbol profesional.

Afición Cádiz ascenso segunda división

El Carranza se llenará para aupar a su equipo al ascenso

Bilbao Athletic, los leones a un paso de dar la sorpresa. Los hombres de Ziganda llegan a esta última oportunidad con serias opciones de lograr el éxito inesperado. El doblete de Santamaría en el nuevo San Mamés, y también la sensacional imagen del equipo en el partido de ida donde se zampó al Cádiz en cuanto a juego se refiere, ha provocado que las apuestas les pongan como claros favoritos, ¡quién lo hubiese dicho hace un mes!

El filial rojiblanco eliminó antes al Villanovense y al UCAM Murcia, dos inexpertos en los playoff y que venían de más a menos en el campeonato. Sin embargo, enfrentarse al Cádiz ya era un reto notable por la dimensión y la historia del conjunto andaluz. En San Mamés la hinchada vasca les llevó en volandas pero ahora tienen ante sí la dificultad de jugar en un Carranza lleno que someterá a una gran presión a estos jóvenes jugadores. Si mentalmente son fuertes los leones del futuro pueden hacer historia.

Huesca, confía en El Alcoraz. Desde hace 20 meses, los oscenses no pierden en casa, y en la mayoría de los partidos jugados en Huesca el conjunto entrenado por Tevenet ha vencido, por eso, los locales se ven muy seguros de lograr ese triunfo en su estadio que les otorgue el derecho de jugar en la Liga Adelante el próximo curso.

La afición llenará El Alcoraz para empujar hasta el final al equipo. El Huesca viajó el pasado fin de semana a San Gregorio, el estadio del Huracán, en Torrente (ciudad muy cercana a Valencia), con la idea clara de resistir y no perder la eliminatoria en un campo pequeño y de césped artificial. Tevenet apostaba todo a casa, a ganar el duelo en un El Alocoraz lleno y que a buen seguro creará un ambiente infernal.

El Huracán busca su ansiado ascenso. Desde su nacimiento, hace apenas unos años, el equipo más joven de la ciudad del Turia (tras Levante UD y Valencia CF) está empeñado en jugar en el fútbol profesional y es un fijo en las eliminatorias de playoff. Toni Seligrat, técnico también muy experimentado en los playoff, aunque sin éxito (con el Lleida las jugó pero no terminó ascendiendo) será uno de los ausentes en el partido de vuelta, ya que fue expulsado en el partido de ida.

Y es que el encuentro en Torrente fue muy caliente, y así se espera que sea el de vuelta. Esta eliminatoria, pase lo que pase, estará marcada por lo sucedido en Valencia. En el minuto 55 el Huesca marcaba gol pero el asistente levantaba la bandera señalando fuera de juego de Mainz quien se encontraba en la trayectoria del balón que finalmente entró en la portería de Huracán. El árbitro decidió no hacer caso a su asistente, seguir con el juego y en eso los futbolistas valencianos aprovecharon para, rápidamente, anotar gol, pero en ese instante el colegiado cambió de idea y consideró dar como legal el gol oscense, y por tanto, se anulaba lo sucedido después. Del posible 2 – 0 local, se pasó al 1 – 1.

El cabreo en el Huracán es total por lo sucedido y viajan a Huesca muy sensibles con el arbitraje, a su parecer, injusto que han recibido. En El Alcoraz la grada se va a llenar para intentar que el fortín de su hogar les dé el paso definitivo hacia la Segunda.

Nos espera un domingo lleno de emociones. Que ganen los mejores.