El pasado viernes se hizo el sorteo correspondiente a los cuartos de final de la Women’s Champions League así como los emparejamientos de semifinales. El Barcelona que logra llegar a esta ronda por tercer año seguido y cuarta vez en cinco años se podía enfrentar a estos siete rivales: Chelsea y Manchester City ingleses, el Linkopings sueco, el Slavia de Praga checo, Wolfsburgo alemán y los franceses Montpellier o el vigente campeón europeo, Olympique de Lyon.

Este último rival, era el único que no quería el vestuario azulgrana y hasta ahora la suerte había estado de su lado evitando dicho enfrentamiento. Pero en algún momento tenía que llegar y el mejor Barça de la historia (por presupuesto, por plantilla, liderado por Lieke Martens) tendrá la suerte de poder medir su verdadero potencial ante el todopoderoso gigante galo pese a que el otro punto de vista sea negativo al ver el potencial del contrincante y que las opciones de ser semifinalista se reducen. Lo que sí ha sido favorable para las culé es que la vuelta la disputarán en casa, en el Mini, contando así con el apoyo de la afición.

El Olympique de Lyon, equipo que lo ha ganado todo y uno de los rivales a batir en el viejo continente. Se ha alzado cuatro veces con la Champions, título de que es vigente campeón al haber derrotado en la última final al PSG en los penaltis. Y redondeó un gran año con la consecución de la Liga y la Copa, consiguiendo el triplete.

Su plantilla se mide por el gran potencial como bloque y por sus grandes jugadoras: Jessica Houara, Lucy Bronze, Dzsenifer Marozsan, Camille Abily, Eugénie Le Sommer, Ada Hegerberg, solo por citar algunas. Todas ellas internacionales con sus respectivs países. Seguridad atrás y miedo alante. Eso es lo que suele provocar a sus rivales.

Actualmente el Olympique de Lyon es líder de la Ligue 1 con pleno de puntos, 27, seguido del PSG con 25. No ha cedido ningún punto.  El esperado enfrentamiento entre galas y azulgrana no llegará hasta el mes de marzo, quién sabe si hasta la fecha ambos equipos se habrán reforzado, como ya hicieron las francesas la pasada temporada sobre estas fechas con la incorporación de la estadounidense Alex Morgan.

Otra vez otro equipo del país vecino se interpone en la trayectoria azulgrana en la máxima competición europea. Hace dos temporadas, cayó eliminado en cuartos por el PSG con un gol en los últimos minutos tras una eliminatoria igualada. El año pasado, otra vez el mismo rival las apeó en semifinales al dejar sentenciada la ronda en el Mini venciendo 1-3. Y ahora, el Olympique de Lyon. Esta por ver si a la tercera va la vencida y no crece la ‘maldición francesa’ de las culés.

El resto de duelos de los cuartos de final son los siguientes:

Montpellier-Chelsea: El equipo de la internacional Virginia Torrecilla, tercero de la Ligue 1, se enfrentará al segundo de la Women’s Super League inglesa, en lo que será una eliminatoria muy interesante.

Wolfsburgo-Slavia Praga: El campeón alemán, uno de los grandes equipos europeos y que este año eliminó al Atlético de Madrid, se medirá al líder checo que intentará dar la sorpresa pese a la inferioridad sobre el papel.

Wolfsburgo Atlético de Madrid Women Champions League

El Wolfsburgo se medirá con el Slavia de Praga

Manchester City-Linkopings: El desconocido líder de la Allsvenskan sueca, se las verá con el conjunto ‘citizen’ líder también de su competición, la WSL (Women’s Super League) donde no ha cedido ningún punto, en lo que es la eliminatoria más desigual de las cuatro acontecidas. Un City que podría volver a reforzarse en este mercado invernal como ya hizo la temporada pasada con la gran estrella americana y una de las mejores jugadoras del mundo, Carli Lloyd.

Sobre El Autor

Redactora, experta en fútbol femenino

De pequeña me despertaba el himno del Barça que se colaba por mi ventana y me dormía cansada de darle patadas al balón mientras imaginaba un futbol femenino de repercusión. Y como #SoñarEnGrande me gusta, aquí estamos para dar un empujoncito. Culé de nacimiento, viviendo el deporte con pasión.

Artículos Relacionados