En esta temporada se cumple una década desde que el holandés Louis Van Gaal fuera destituido como entrenador del F.C. Barcelona. El técnico protagonizó diversos altercados con la prensa que le hicieron acaparar muchas miradas y, sobretodo, críticas, ya que sus salidas de tono eran de lo más habitual en las ruedas de prensa.

Todos tenemos en la mente una de sus frases más célebres: “Siempre negativo, nunca positivo”. Esta trifulca tuvo lugar allá por el año 1999 en una rueda de prensa en la que se enfrentó a un periodista holandés por haberle acusado de incumplir un pacto de silencio con sus jugadores, debido a que explicó los motivos por los que no convocó a Rivaldo en un partido.

Pero no todo era tan polémico. Louis Van Gaal hizo debutar a estrellas blaugranas tales como Xavi, Víctor Valdés, Iniesta y Puyol, sin las cuales no podríamos imaginar actualmente al F.C.Barcelona.

Además, cuenta con un palmarés envidiable. Entre sus logros podemos destacar 7 Ligas (4 en Holanda, 2 en España y 1 en Alemania), 3 Copas (1 en Holanda, 1 España y 1 en Alemania), 1 Champions League, 1 Copa de la UEFA, 1 Copa Intercontinental y 2 Supercopas de Europa a lo largo de toda su carrera como entrenador, que comenzó en 1986. En la actualidad, ejerce como entrenador de la Selección Nacional holandesa.

Por lo tanto, y remitiéndome a los títulos, me siento en la obligación de decir que Van Gaal es uno de los técnicos más importantes de Europa, eso sí, con un carácter peculiar.